Todas las entradas de: Cristina Ogando González

24 años, Pontevedra. Graduada en Historia del Arte por la Universidad de Santiago de Compostela. Actualmente curso el Máster en Estudios Literarios y de la Cultura en dicha universidad, además del Máster en Formación de Profesorado por la UCAM. Cuando no estoy muriendo entre estrés y café, colaboro como esbirro en El Libro del Escritor, escribo en Infoliteraria e intento dirigir mi blog The Last Chonicler.

Triángulo amoroso. La perdición de la novela

A la hora de escribir un libro, es muy normal que se acabe formando una pareja a lo largo de la trama. Su evolución irá de la mano de la historia. Por lo tanto, el autor se centrará en hacer de esa relación, un elemento más de la tensión dramática. ¿Y cómo suelen hacer eso?
Fácil: con un triángulo amoroso.

Seguir leyendo Triángulo amoroso. La perdición de la novela

La isla del tesoro de los libros olvidados

A todo el mundo le encanta el olor a libro nuevo. Con sus páginas perfectas, los lomos sin arrugas y las esquinas sin ningún desperfecto. Solo deseas llegar a casa y ponerte a leerlo sin que a penas se note que una mano se ha atrevido a tocar tal belleza del arte editorial.

Pero en la destrucción, también hay arte.

Seguir leyendo La isla del tesoro de los libros olvidados

Un café con Defreds

Jose Ángel es un vigués muy normal que ha conseguido llegar a muchas casas del país, y más importante, a los corazones de miles de chicos y chicas que encuentran en sus textos un amigo que les comprende. Y hemos hablado con él para saber qué se siente al ser el autor de libros tan bonitos como Cuando abras el paracaídas o Casi sin querer.
Hemos hablado con Defreds.

Seguir leyendo Un café con Defreds

Frustración a la vista

Querido lector/escritor,

bienvenido al mundo de la literatura, un lugar mágico donde visitarás mundos que jamás pudiste imaginar. Conocerás a personajes realmente fascinantes que odiarás, amarás y con las que probablemente llorarás mientras vives aventuras propias de una película de acción. El paraíso, ¿verdad? Pues ten cuidado, porque la frustración viene de camino.   Seguir leyendo Frustración a la vista